Make your own free website on Tripod.com

 

 

 

 

 

 

Categorización de profesionales psicólogos

 

La Junta Ejecutiva de la FePRA en junio de 1998, consideraó que era de interés prioritario definir criterios de normatización de las prácticas profesionales, que contribuyan a la jerarquización del psicólogo ante la sociedad que requiere sus servicios.

Así, la Asamblea Extraordinaria de diciembre de 1998 aprobó la propuesta  de que la FePRA defina dichas normas, en el marco que otorgan las leyes de ejercicio profesional de cada jurisdicción y la Resolución 2447/85 del Ministerio de Educación que establece las incumbencias del título de psicólogo.

Dicha normatización incluye una categorización que permitirá a los psicólogos que lo soliciten, acreditar los antecedentes de capacitación y profesionalización y obtener así una categoría profesional. Una Comisión Evaluadora integrada por especialistas de reconocido prestigio en el país, designada por la Junta Ejecutiva de la FePRA será el órgano neutral que estudiará los antecedentes aportados por el psicólogo que se presente a certificar sus antecedentes. Se proponen cuatro categorías: A - B - C – D, siendo la categoría A la máxima a obtener y la D la categoría de inicio.

La Categorización mostrará la capacidad de profundización y desarrollo de los conocimientos básicos adquiridos en el título de grado, verificada por colegas expertos e idóneos de la comunidad profesional del país.

Asimismo, poseer la Categorización de la Federación podrá, también, facilitar una movilidad laboral y validará la cualificación de profesionales psicólogos que no tengan títulos de post-grado pero que hayan realizado un recorrido en la formación y en la experiencia profesional. Este mecanismo de categorizarse comienza en abril próximo para el que se podrá pedir los requisitos en cada entidad,  y será un importante antecedente a la hora de acreditar antecedentes en las obras sociales o para certificar en el Ministerio de Salud.

El llamado a inscripción se realiza entre los meses de abril y junio de cada año.

Informes en cada Colegio y/o Asociación de Psicólogos del país.